“Sin Hostilidad. Teatro de Microfeminismos”: Humor negro y un mensaje para la sociedad

La obra tiene un importante trasfondo del género y surge para difundir un fuerte mensaje: cambiemos la forma de amar.

En el 2015, las actrices Guadalupe Guerrini, Libertad Gala y María Paula Romero decidieron armar el boceto de la obra. La elección del tema tiene su origen tras los casos de femicidios que vienen ocurriendo con frecuencia en nuestra sociedad.

Un día, repararon en el hecho de que en cada una de las reuniones, hablaban de los mismos casos y fue en ese momento, cuando decidieron que la obra se refiriera a la situación de la mujer. Un mes les llevó elaborar la idea. Desde el momento que supieron el tema, determinaron escoger como directora a Victoria Rubio, quien ya había trabajado en diversas ocasiones con el género femenino.

El concepto de microfeminismo les apareció cuando buscaban el título de la obra. Lo encontraron por medio de una de sus profesoras de teatro, quien mediante su página de facebook, había publicado el significado del término. Esa difusión fue clave para comprender que tenían la meta de hacer pensar a las personas sobre lo que ocurre en la sociedad y que las mujeres no quieren pasar más por eso.

Dos de las actrices de la obra, Guadalupe Guerrini y Libertad Gala, profundizaron en el ambiente laboral de la mujer, los roles en el teatro y lo que esperan infundir en el público.

 

¿Creen que el género femenino en las obras tiene la misma importancia que el masculino?

Guadalupe Guerrini – Creo que en los teatros independientes no suceden estas cosas. Lo que sucede en el teatro es que la mayoría somos mujeres. Estamos muy acostumbradas a manejarnos de otra manera. Trabajamos en un ambiente cómodo. Si existen diferencias marcadas en los roles. Sobre todo los roles técnicos. Sigue predominando la idea de que todo lo referido a  luz y sonido pertenece a la fuerza del hombre y las vestuaristas y maquilladoras a las mujeres.

Libertad Gala – Es un lugar donde entrás y te empiezan a probar. Como si viniera un maquillador y le preguntaran si sabe lo que es una base, se supone que estudió lo mismo y sabe lo mismo. O también cuando te estás subiendo a una escalera y no falta el que te dice “te doy una mano, te ayudo, tené cuidado”.

¿Les pasa que cuando rechazan esa ayuda ellos lo tomen de mala manera?

L. G – Depende de cómo lo digas. Yo por lo general digo “no, yo puedo sola”. Les cuesta sentir que están en falta con cierto tipo de cosas. Cuando en general no están en falta si no te abren la puerta, o no suben ellos a la escalera.

G. G – Sigue predominando mucho, en los técnicos sobre todo, que se quieran hacer los lindos o no te llamen por tu nombre sino que te digan “mi amor”. Cuando en realidad, uno sabe que a su colega varón no le dice así.

¿Cuál es el mensaje que quieren dejar en el público?

G. G – La obra se llama “sin hostilidad”. Ese nombre viene de un texto de la obra que dice “amarás de nuevo sin hostilidad”. Me parece que eso apunta lo que quiere decir la obra. Están pasando muchas cosas pero la solución es revisarnos y cambiar la forma en la que nos relacionamos, que es el mayor problema que tenemos como sociedad. Por eso queremos plantear una nueva forma de amar y de ser en la que justamente se pueda vivir sin hostilidad.

¿Cómo es la respuesta del público una vez que vieron la obra?

G. G – Es raro porque las mujeres salen muy emocionadas y nos agradecen y los hombres salen maquinando mucho. Me pasó de amigos que me dijeron que se quedaron con ganas de saber más y buscaron el término microfeminismo por internet. Es buenísimo que suceda eso, que los hombres se puedan plantear qué está pasando.

L. G – Sucede también que el público suele ser más femenino que masculino y que los chicos se ríen de ciertas cosas, mientras que las mujeres lloran. Ahí hay un posicionamiento que ocupan los chicos y las chicas. El de los chicos es de espectadores. A las mujeres nos toca de otro lado, nosotras le ponemos el cuerpo.

La obra se presenta el jueves 30 a las 21:30 hs. en Bataclana Espacio (Arturo M Bas 1083) en el Festival El Deleite de los Cuerpos, entrada a la gorra.

*Especial de Florencia Ortiz y Jennifer Jaramillo.

noviembre 27th, 2017